Estamos en: Dos de Maig n.270 Barcelona     Teléfono: 934 462 533     Email: info@estuditeca.com     Whatsapp: +34 655120564 / +34 637997145     Skype: L'estuditeca MD
Cómo preparar la merienda ideal para mejorar el aprendizaje
cómo preparar una merienda saludable

Cómo preparar la merienda ideal para mejorar el aprendizaje

La alimentación aporta los nutrientes y la energía necesarias para realizar las funciones básicas del organismo. Además, seguro que habrás leído o escuchado que influye de forma directa en la salud física y mental.

Una alimentación saludable es clave para mantener la concentración y poder afrontar de forma activa la jornada escolar.

Los expertos en nutrición recomiendan seguir una dieta saludable repartida en 5 comidas al día. Una de ellas es la merienda, protagonista de este post.

La merienda contribuye a mantener un equilibrio en la ingesta diaria. A veces puede parecer poco importante al ser menos abundante en cantidad que el resto de comidas. A continuación descubrirás su importancia.

La alimentación influye en el comportamiento y afecta a la concentración

Si observas las papeleras que se encuentran a las salidas de los colegios, podrás encontrar envases de zumos, envoltorios de pastelitos, galletas y bollería, restos de chucherías, … Este tipo de alimentación influye de forma negativa en la capacidad de concentración y en el comportamiento.

Javier Altamirano explica en su libro “TDAH más allá de la etiqueta” que los cereales refinados, la bollería industrial y las bebidas azucaradas provocan un aumento rápido de la cantidad de glucosa en sangre. En consecuencia, el pancreas segrega más insulina y se produce una hipoglucemia reactiva. A la vez aumenta la adrenalina y la necesidad de “salir corriendo”.

 

merienda

 

La ingesta de cereales refinados, bollería industrial y bebidas azucaradas favorece que niños y adolescentes se muestren intranquilos, nerviosos, malhumorados y con niveles bajos de atención.

Al estar en contacto diario con niños y adolescentes, me resulta más fácil observar y analizar su comportamiento. Cuando detecto que un niño o un adolescente está más nervioso de lo habitual, mueve las piernas y los brazos con movimientos bruscos y tiene una gran dificultad para concentrarse, siempre le pregunto: ¿qué has merendado?

Aunque las respuestas son variadas (bocadillo de Nocilla, leche con cereales, galletas, bollería, chuches, zumos, …) el elemento común siempre es el azúcar. Por eso me parece importante escribir este artículo, ya que evitando ciertos productos alimenticios mejora considerablemente la salud tanto física como emocional.

¿Qué recomiendan los expertos?

Henri Joyeux es profesor de medicina en la Universidad de Montpellier y recibió el premio internacional de Oncología (1986) por sus trabajos sobre nutrición. También ha publicado el libro Come bien hoy, vive mejor mañana. Henri Joyeux indica que un consumo excesivo de azúcares, grasas, carne roja y productos lácteos de vaca aumentan la probabilidad de desarrollar células cancerígenas. Recomienda una dieta basada en fruta fresca, frutos secos, verduras, legumbres, pan integral ecológico y pescado (cocinado al vapor). Respecto a los lácteos aconseja la leche de oveja, cabra, almendras, castaña y queso sin abusar.

Por otro lado, la médico de familia Odile Fernández en un artículo publicado en su blog el pasado 19 de octubre, expone el “efecto Warburg”. Un fenómeno estudiado por científicos de las universidades de Bruselas y Lovaina conjuntamente con el Instituto Flamenco de Biotecnología. El estudio del “efecto Warburg” proporciona una correlación positiva entre el azúcar y el cáncer.

¿Te gustaría preparar una merienda saludable para tus hijos?

En este post te propongo 5 opciones:

  1. Bocadillo de pan integral: vegetal, olivada con pimiento rojo escalibado, tomate con aguacate, queso de cabra o de oveja (sin abusar), chocolate negro, paté vegetal.
  2. Fruta fresca de temporada + un puñado de frutos secos (almendras, nueces, avellanas, cacahuetes)
  3. Yogur ecológico con trocitos de frutas, semillas o frutos secos
  4. Batido casero de fruta fresca con yogur ecológico. Puedes incluir plátanos maduros o dátiles para darle un toque más dulce.
  5. Bizcocho o magdalenas caseras integrales, galletas caseras integrales de avena o gofres de avena.

Acompaña la merienda con la bebida más saludable: el agua.

 

Recuerda: es importante cuidar tu alimentación y la de tus hijos para mantener un estado de salud y bienestar. Una dieta saludable incluye cereales integrales, fruta fresca, verduras, legumbres, frutos secos y proteínas repartidos en 5 comidas diarias.

Cómo indica el juramento hipocrático “Que tu alimento sea tu medicina”.

 

Me encantaría conocer tu opinión, ¿qué tipo de merienda es la que prefieren tus hij@s? ¿te ha parecido útil este artículo?

Puedes responder en la zona de comentarios.

Si te gustaría recibir más información sobre este tema, puedes solicitar Asesoramiento  a través del correo electrónico (info@estuditeca.com), por teléfono o whatsapp (+34 655 120 564 / 637 997 145) o personalmente en nuestro centro.

Con ayuda siempre es más fácil.

Maite Duran

Coach Educativa y Orientadora Familiar y Académica

 

Banco de imágenes utilizado en este artículo: https://pixabay.com/es/photos/

Comenta con Facebook

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú de cierre

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies