¿Tu hijo va a repetir? Descubre cómo evitar que el nuevo curso sea un fracaso

¿Tu hijo va a repetir? Descubre cómo evitar que el nuevo curso sea un fracaso

Los números hablan por sí solos.

El 31% de los alumnos españoles ha repetido, al menos, una vez antes de los 15 años.

Esta cifra da un poco de miedo, ¿no crees?

Pero hay algo que nos parece bastante más grave, y es que según los datos del informe Pisa sobre el rendimiento escolar, los alumnos que repiten curso por primera vez, en la mayoría de ocasiones, terminan ese curso sin alcanzar los objetivos básicos.

Esto se debe a que, por las leyes educativas de nuestro país, los alumnos saben que no pueden repetir dos veces el mismo curso, con lo cual no ven necesario esforzarse y adoptan una actitud más pasota.

Es verdad que para los padres puede ser una decepción el hecho de que su hijo no pase de curso, y es normal.

Queremos lo mejor para nuestros hijos, que tengan éxito y que todo sean logros en su carrera académica pero, ¿qué pasa cuando esto no es así? ¿debemos sentirnos frustrados?

La preocupación crece al pensar que nuestros hijos pueden sentirse inferiores a sus compañeros y perder la poca motivación que tenían.

En definitiva, vemos la repetición de curso como un estigma. Como si del primer paso hacia el fracaso escolar se tratara.

Y ahora déjame preguntarte algo: si tú tienes esa actitud ¿cómo pretendes que tu hijo se enfrente de manera positiva a esto?

¿No crees que es hora de darle la vuelta a esta situación, y dejar de ver la repetición de curso como un “tiempo perdido”?

Verás, aunque de entrada pueda parecerte negativo, lo cierto es que repetir curso puede ser una oportunidad de oro para que tu hijo descubra sus puntos débiles y tenga la posibilidad de reforzarlos.

Repetir curso no es una fatalidad, no debe considerarse fracaso escolar y no va a impedir que tu hijo tenga éxito en su carrera profesional.

Así que no cunda el pánico.

Tanto si crees que tu hijo ha repetido por no haber dedicado el tiempo suficiente  a estudiar como si ves que necesita motivación para recuperar la confianza en sí mismo, quiero darte dos recomendaciones que le harán ver ese curso que repite como una hoja en blanco para hacer las cosas bien desde el principio.

Descubre las dos pautas a seguir para que repetir curso no signifique repetir fracaso:

El diálogo entre padres e hijos es fundamental en un momento como este.

Es importante que tu hijo sienta que confías en él, que no tiras la toalla.

De esta manera tendrá el empuje que le falta para no sentirse culpable por haber repetido y también para enfrentarse con ganas, fuerza y voluntad al curso.

Puedes empezar haciéndolo de esta manera:

1. Buscando ayuda

En momentos como este, es importante contar con la ayuda de un profesional que oriente, ayude y apoye a tu hijo para conseguir las calificaciones que desea.

Una academia de refuerzo escolar puede ser una buena opción para ponerse al día mediante la creación de un buen proceso de aprendizaje, repasando el contenido aprendido en clase y llevando un seguimiento para asegurarnos de que todo va bien.

Una vez que tu hijo vea cómo va consiguiendo resultados rápidamente, su motivación aumentará cada vez más.

Además, en nuestras clases el alumno no solo recibe refuerzo escolar, sino también emocional, puesto que creemos que ambos son igual de importantes.

2. Aplicar el refuerzo positivo

Como hemos dicho antes, suspender no es un fracaso, sino una nueva oportunidad, y así es como tienes que hacérselo ver a tu hijo.

En esta etapa no solo es importante que dedique tiempo y esfuerzo a mejorar sus notas. También es fundamental que el niño se sienta apoyado en casa, y eso será tan sencillo como ofrecer a tu hijo un estímulo agradable cada vez que avance un pasito, o cada vez que veas lo que se está esforzando.

Frases como “lo estás haciendo muy bien”, “sigue así” o “lo vas a conseguir” para ti pueden suponer algo insignificante, pero te aseguro que en la mente de tu hijo esas palabras pueden hacer magia.

Como ves, repetir curso es una oportunidad perfecta para volver a levantarse, tomar aire y decir “ahora voy a por todas” y estamos más que seguros de que tu hijo, contando con tu apoyo, va a conseguirlo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

¡Ey! Espera.

Únete a nuestra comunidad y Benefíciate de recursos gratuitos relacionados con el Refuerzo Escolar, la Orientación Académica y Familiar y la Gestión de las Emociones.

Nombre:

Correo Electónico:

¿A dónde te enviamos la Guía?

GRATIS

Nombre

Correo Electrónico

¿A dónde te escribimos?

GRATIS

Nombre

Correo Electrónico

¿A dónde te enviamos la Guía?

GRATIS

Nombre

Correo Electrónico